Tras Nuevas Acusaciones Contra Kavanaugh

Mientras tanto, el presidente del Comité Judicial del Senado de Estados Unidos, el republicano Chuck Grassley, anunció el martes que no postergará el proceso de confirmación de Brett Kavanaugh –el nominado por el presidente Donald Trump para ocupar el cargo que se encuentra vacante en la Corte Suprema– con el propósito de que las autoridades cuenten con más tiempo para investigar las alegaciones de una segunda mujer que acusa a Kavanaugh de agresión sexual.

Deborah Ramirez se sumó a las acusaciones de Christine Blasey Ford y sostuvo que Kavanaugh se expuso de manera inapropiada ante ella y restregó el pene contra su rostro durante una fiesta universitaria en una habitación estudiantil, cuando ambos estudiaban en la Universidad de Yale.

El martes, mientras participaba en la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, arremetió contra Ramírez. El presidente cuestionó su versión y afirmó que los cargos son parte de un “juego de estafa” del Partido Demócrata.

El presidente Donald Trump señaló: “Y ahora, aparece un nuevo cargo [contra Brett Kavanaugh] y ella dijo: ‘Bueno, podría no ser él’. Y hubo vacíos de información. Y ella indicó que estaba totalmente ebria y que estaba confundida. Y no está segura de que fuera él pero podría haber sido. ‘¡Oh, bueno, no lo convirtamos en juez de la Corte Suprema por eso!’. Esto es un juego de estafa al que juegan los demócratas”.

La ofensiva de Trump se produjo al tiempo que más de 2.200 alumnas de la Universidad de Yale firmaron una carta abierta en apoyo a Deborah Ramirez.

Los líderes republicanos fijaron para el viernes la votación en la que el Comité Judicial del Senado decidirá sobre la nominación de Kavanaugh, tan sólo un día después de que Christine Blasey Ford testifique.

Todo esto ocurre al tiempo que el abogado Michael Avenatti sostiene que una tercera mujer comparecerá antes del jueves con nueva evidencia en contra de Kavanaugh.

Por otra parte, los funcionarios del condado de Montgomery, en el estado de Maryland, investigan una supuesta cuarta alegación de agresión sexual cometida por Kavanaugh durante su último año en la escuela secundaria.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *