Causa molestia a vecinos tardanza de Bomberos para llegar a incendio

 

Nuevo Casas Grandes.- “Valen pa’ pura chin…”, “Ya cuando vienen”, gritaban enardecidos vecinos de la colonia PRI, ante la tardanza de bomberos para atender una llamada de auxilio al registrarse el incendio en un cuarto de madera y que se extendió a un domicilio vecino, los cuales fueron consumidos totalmente por las voraces llamas.

La presencia de agentes de la Policía Municipal, salvó a los apaga-fuegos de ser agredidos a pedradas por los fúricos vecinos, quienes de paso se molestaron porque los oficiales polipreventivos los obligaron a retirarse del sitio, cuando fueron ellos mismos los encargados de hacer frente al fuego.

El siniestro, para el personal del Departamento de Bomberos, reflejó lo que desde hace tiempo se maneja como una necesidad: la apertura de una subestación ubicada al suroriente de la ciudad, donde se registra el crecimiento poblacional con mayor intensidad, con la finalidad de atender situaciones como la registrada a la mayor brevedad posible.

Y, es que de acuerdo a vecinos del lugar, alrededor de las 18:35 horas del domingo, se hizo el llamado de alerta al Departamento de Bomberos sobre el incendio, sin embargo, los apaga-fuego, no llegaron hasta por lo menos unos 45 minutos después, ya cuando las llamas habían consumido en su totalidad un cuarto construido de madera y lámina y un tejaban también de madera de un domicilio contiguo.

El siniestro se registró en el domicilio ubicado en las calles Ámsterdam y Gladiola de la colonia PRI, justo en un cuarto de madera y lámina que según el propietario de la vivienda Guillermo Vanchaik utilizaba como bodega para guardar unos aparatos eléctricos y también como taller de reparación.

Las llamas afectaron también un boiler y una puerta trasera de la casa habitación por radiación, además que el incendio se extendió hacia un domicilio vecino propiedad de Tomás Martínez, en donde el fuego consumió totalmente un tejaban de madera.

En el reporte informativo del Departamento de Bomberos se hace hincapié en el hecho de que aproximadamente unas 200 personas obstruyeron el paso en la vía pública de las unidades de emergencia.

Cabe hacer mención que una mujer, vecina del lugar, recibió atención por parte de socorristas de la Cruz Roja, ya que debido a la impresión por el incendio se le subió la presión y por lo que fue trasladada al Hospital Regional Comunitario para una atención médica adecuada.

Los primeros en llegar al lugar del incendio fueron agentes de la Policía Municipal, después lo hicieron elementos de Vialidad y Tránsito, enseguida paramédicos de la Cruz Roja y finalmente los bomberos.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *