Trump Agrava Tensiones Raciales, Según Encuesta

De acuerdo a la Prensa Asociada, Los estadounidenses opinan que las relaciones raciales son malas y que con Donald Trump están empeorando. Trump dijo el domingo en un tuit que cuatro representantes demócratas deberían volverse a los países “quebrados, infectados de delincuencia”, de donde vinieron a pesar de que todas son ciudadanas estadounidenses y tres de ellas nacieron aquí. Desde su elección como presidente, las encuestas han indicado que la población está un poco cansada de las posturas de Trump hacia los temas raciales. Pero las opiniones en torno al mandatario, el racismo en Estados Unidos y lo que define la cultura estadounidense varía significativamente dependiendo de las ideas políticas de la gente. En enero, una encuesta de CBS News indicó que casi seis de cada 10 personas piensan que, en términos generales, las relaciones raciales son malas. No siempre fue así. En abril del 2009, durante la presidencia de Barack Obama, un 66% llegó a decir que las relaciones raciales eran buenas, de acuerdo con una consulta de CBS News/New York Times. Las opiniones cambiaron en el 2014, tras una serie de sonados episodios en los que policías blancos balearon a personas de raza negra y se hicieron más negativas todavía bajo el gobierno de Trump. La gente piensa que Trump contribuye a agravar las cosas. Una encuesta de este año del Centro de Investigaciones Pew señaló que el 56% cree que Trump está empeorando las relaciones raciales. Una consulta de febrero del 2018 de la Associated Press-NORC Center for Public Affairs Research indicó que el 57% de la población estima que Trump es racista. Las encuestas sacan a la luz marcadas diferencia en la evaluación del estado de las relaciones raciales y el impacto de Trump según el partido. También inciden la identidad racial y étnica y el nivel educativo. En la consulta de Pew, el 84% de los demócratas dijo que Trump empeoró las relaciones raciales. Solo dos de cada diez republicanos estuvieron de acuerdo. Un tercio de los republicanos dijeron que bajo Trump se hicieron progresos para mejorar las relaciones raciales, en tanto que una cuarta parte sostuvo que lo intentó, pero no lo consiguió. La mayoría de los consultados negros, hispanos y asiáticos dijeron que con Trump las relaciones raciales empeoraron, comparado con la mitad de los blancos. Entre los blancos, los puntos de vista variaron según la educación. El 64% de los blancos con títulos universitarios opinaron que Trump empeoró las cosas, en tanto que entre los que no tienen títulos solo el 41% dijo que lo hizo. Los legisladores demócratas inmediatamente dijeron que los comentarios de Trump del domingo fueron racistas y divisivos, en tanto que los republicanos guardan silencio. Las encuestas señalan que demócratas y republicanos no están de acuerdo en torno a cómo debe reaccionar la gente a un lenguaje ofensivo. El 82% de los republicanos piensa que demasiada gente se siente ofendida por cosas que se dicen, de acuerdo con una encuesta de mayo del Pew. Solo el 50% de los demócratas dijeron lo mismo. La mayoría de los demócratas dijo que la gente debe tener cuidado con el lenguaje que usa. Desde la elección de Trump, la mayoría de la gente opina que los comentarios racistas son más frecuentes y un 45% dijo que son además más aceptables, de acuerdo con la encuesta del Pew. La mayoría de los demócratas dijeron que son más comunes y más aceptables al mismo tiempo. Entre los republicanos, un 42% opinó que son más comunes y un 22% que son más aceptables. A lo largo de su presidencia, Trump ha alentado las divisiones raciales y étnicas promoviendo la construcción de un muro en la frontera con México. En el 2017 Trump restringió el ingreso de personas de cinco países mayormente musulmanes. Este año declaró una emergencia nacional para poder sacar fondos de dependencias del gobierno para ampliar el muro en la frontera. Más recientemente, tomó medidas para suspender las protecciones de que gozan la mayoría de los centroamericanos que piden asilo. A pesar de las duras críticas, Trump está convencido de que este es un tema que le va a generar votos. “Mucha gente está de acuerdo conmigo”, afirmó. En una encuesta de AP-NORC de febrero del 2017, la mayoría de los consultados dijeron que mezclar culturas y valores es una parte importante de la identidad estadounidense. Casi la mitad de los republicanos y solo una cuarta parte de los demócratas estimaron que la cultura de los primeros inmigrantes europeos era importante. Pero las divisiones partidarias afloraron de nuevo al hablar de la identidad nacional. Casi la mitad de los republicanos y una cuarta parte de los demócratas dijeron que la cultura de los primeros europeos en llegar fue importante. En contraste, dos tercios de los demócratas y solo un tercio de los republicanos estimaron que la mezcla de culturas era importante para la identidad estadounidense. En la consulta de AP-NORC, un 57% de los estadounidenses dijeron que Estados Unidos debería tener una cultura básica que todos quieren adoptar cuando vienen. Ocho de cada 10 prefirieron que Estados Unidos tenga una cultura que los demás quieren adoptar. Ocho de cada 10 prefirieron que los inmigrantes se adapten a la cultura estadounidense.