Encuentran abrigo en el Ministerio Desatar
Share it now!

Screen Shot 2014-01-13 at 9.20.48 AMMedio Oeste estadounidense a inicios de esta semana, decenas de personas que residen en Milwaukee buscaron un techo para no pasar a la intemperie las clemencias del tiempo, según constató el Spanish Journal.
Uno de esos lugares donde encontraron un refugio, fue en el Ministerio Desatar, localizado en la 1170 W. Windlake, donde el pastor Luis Vergara decidió hacer un espacio en el templo para que los “desamparados” pudieran encontrar un lugar dónde refugiarse, dónde abrigarse y tomar un café o comer algo por si tuvieran hambre, dio a conocer la esposa del líder de dicho Ministerio, Francisca Vergara.
Las puertas del Ministerio Desatar fueron abiertasa las 12:00 P.M. del domingo hasta el miércoles a la misma hora y, así, brindar un servicio de 72 horas completas, de acuerdo con la señora Vergara.
“Realmente, lo que la gente buscaba era estar en un lugar calientito, y aquí les dimos ropa y comida y podía quedarse aquí siempre y cuando se mantuviera el orden para no causar molestias a los demás”, señaló la esposa del pastor, tras agregar que “lo importante es no pasar el frío afuera y que vengan aquí todos los que necesiten algo de comer o algún abrigo, nosotros se lo podemos proporcionar”, agregó.
Asimismo, agradeció a todas aquellas personas que se acercaron al Ministerio para donar ropa, comida, cajas de agua y jugos; la respuesta de los buenos samaritanos se debió a la noticia que se divulgó a través de los medios de comunicación, la televisión, por ejemplo y, sólo así, se enteraron del lugar a donde la gente podía ir a solicitar ayuda.
Hubo personas que donaron ropa, comida y bebidas; incluso el restaurante McDonal’s donó comida “aunque en forma indirecta” porque alguien del Ministerio fue a comprar comida allí y se le dijo al personal para qué era, el gerente tomó la decisión de no cobrarla, dijo la entrevistada.
Walgreens fue otra de las empresas que donó cajas de agua para repartir a los menesterosos, indicó Vergara.
Efectivamente, se pudo observar la cantidad de ropa que estaba colgada en los ganchos: además de abrigos, había suéteres, guantes, gorros, bufandas, cobijas, etc.; los voluntarios servían platos con comida, las muchachas preparaban el chocolate (caliente) y el café; otros atendían a los que llegaban.
Igualmente, la Policía llevó gente al citado albergue, ya que encontraban a alguien en la calle o alguien que buscaba refugio, indicó Vergara.
A este respecto, no existe un dato preciso de cuántas personas fueron atendidas en dicho lugar, ya que algunas entraban sólo para buscar alguna chaqueta o algo para abrigarse y se iban; incluso, hubo alguien que ingresó sólo para pedir un par de calcetines secos, “eso me llamó mucho la atención”, señaló la esposa del pastor.
El pastor Luis Vergara no estaba presente cuando el Spanish Journal arribó al Ministerio Desatar, ya que se encontraba de descanso, pues la noche anterior estuvo en vela atendiendo a los que buscaban ayuda, informó su esposa. De acuerdo con los meteorólogos, el frío alcanzó en estos días una intensidad récord de más de 40 “Fahrenheit” bajo cero con el factor viento.

Be a fan
No comments
Leave a comment